Base de conocimiento FDM → Solución de Problemas → Subextrusión

Fecha de publicación: 25 de mayo de 2021

Subextrusión

Relevante para: Anycubic FFF Creality FFF Artillery

El firmware de la impresora controla la velocidad de rotación de los engranajes del extrusor (entre otras cosas) – así es como la impresora empuja el filamento fuera de la boquilla.

Cada perfil de Cura contiene configuraciones que determinan la cantidad de filamento que debe extruir la impresora. Sin embargo, debido a que la impresora no proporciona ningún feedback sobre la cantidad de filamento que realmente sale de la boquilla, es posible que haya menos o más filamento de lo que espera el firmware. Si eso sucede, es posible que observes espacios entre (o dentro) de las capas.

La forma más confiable de probar si tu impresora extruye una cantidad incorrecta de filamento es imprimir un simple cubo alto de 20mm con al menos 3 capas sólidas en la parte superior e inferior. Puedes modificar estos ajustes en la pestaña “Perímetro” de Cura. En la parte superior del cubo, asegúrate de que las 3 capas superiores estén firmemente conectadas. Si hay espacios entre las tres capas, significa que el extrusor no está empujando la cantidad correcta de filamento.

Lo primero que debes hacer es verificar si tienes la boquilla colocada correctamente y no está obstruida. Desenrosca la boquilla para asegurarte de que el filamento pasa sin problemas.

Limpiar engranajes – Se recomienda utilizar una grasa a base de litio o una grasa de PTFE. Sin embargo, ten cuidado de no abusar de él, ya que tiende a acumular partículas de polvo con el tiempo. Este procedimiento debe realizarse aproximadamente cada 3 o 6 meses, dependiendo de la frecuencia con la que utilices la impresora. Por ejemplo, si imprimes las 24 horas del día, los 7 días de la semana, debes revisar los engranajes con más frecuencia. Elimina cualquier resto de filamento, óxido o polvo con un cepillo e inspecciona ambos engranajes.

Verifica el enfriamiento – Asegúrate de que el enfriamiento funciona correctamente como debería y de que no tengas un ventilador bloqueado, por ejemplo, por un trozo de filamento de cualquiera de las impresiones anteriores.

Mantén tu filamento seco, libre de humedad porque los filamentos húmedos tienen un impacto negativo en la impresión.

No sobrecalientes el enclosure si lo usas, también puede resultar en estos problemas.

Miniaturas – Imprimir miniaturas (como figuras de 28mm) puede ser un desafío en una impresora FDM, pero se puede hacer. Es bueno colocar varios objetos uno al lado del otro, para que la boquilla no se quede en un lugar por mucho tiempo. Recomendamos imprimir miniaturas con un 100% de relleno. También puedes intentar disminuir la velocidad de impresión del perímetro a 32-35 mm/s y 22-25 mm/s para los perímetros externos. La altura de capa óptima es 0.07 en la configuración de Cura.

Boquilla endurecida – Si estás utilizando una boquilla endurecida, intenta reemplazar la boquilla con la boquilla original de 0.4 mm que recibiste con la impresora y ve si hace una diferencia.

Puedes reconocer la subextrusión cuando falta material en las capas de tu impresión. Los objetos impresos con capas subextruidas tienden a ser frágiles y, por lo general, se rompen en el área de la capa subextruida. Cuando la subextrusión es tan grave como se muestra en la imagen de arriba, generalmente se debe a un problema de hardware. Los ajustes de software en su mayoría funcionan solo como una revisión y pueden causar más problemas en el futuro. Sin embargo, si has modificado la configuración de laminado tú mismo, te recomendamos encarecidamente que los vuelvas a verificar porque esa podría ser la causa real del problema.

Resumen de solución de problemas

  1. Engranajes sueltos del extrusor – Asegúrate de que los engranajes del extrusor de tu impresora estén correctamente apretados. Deben estar lo suficientemente apretados para agarrar el filamento y empujarlo hacia el extrusor, pero no los aprietes demasiado innecesariamente.
  2. Engranajes del extrusor sucios – Siempre verifica que los engranajes del extrusor no tengan restos de plástico. Los engranajes del extrusor también pueden acumular una capa de óxido con el tiempo. Usa grasa a base de litio para limpiarlos, pero aplícalo solo en la parte dentada. Si lo aplicas a todo el equipo, ¡no podrás agarra el filamento correctamente!
  3. Filamento defectuoso – Si el diámetro del filamento es mayor que la tolerancia estándar, podría ser la fuente del problema. Puedes utilizar un calibrador para comprobar el diámetro (+/- 0.05mm es aceptable, pero no perfecto). Además, intenta usar un filamento diferente en caso de que no puedas inspeccionar correctamente el actual. Ve si el problema persiste con un carrete diferente.
  4. Flujo – Una de las posibles soluciones es realizar la calibración del flujo. Sin embargo, antes de hacer eso, primero asegúrate de que el hardware no sea la causa del problema. Aumentar el flujo aumentará el flujo del filamento en el extrusor, disminuir tendrá el efecto contrario.

Esto debería cubrir los problemas más comunes relacionados con la subextrusión. Pero ¿qué pasa con la sobreextrusión? Hablando francamente, es bastante raro. La sobreextrusión ocurre casi exclusivamente cuando usaste configuraciones de impresión incorrectas para el ancho de extrusión, perímetros, etc. Recomendamos usar siempre la última versión de Cura.

 

 

« Regresar al blog

Facebook
Whatsapp
Mensajes